Browsing Category

Desayunos + Brunch

    Desayunos + Brunch

    Mientras tomamos un café virtual…

    … charlemos un rato sobre todo lo que está por llegar. ¿Sabías que en Vietnam toman el café solo fuera de casa para socializar? Cuando mi hermano volvió de Vietnam con una curiosa mini-cafetera típica de allí, lo entendí perfectamente. Es pequeña, individual y hace que el café infusione en agua muy caliente durante unos minutos mientras cae gota a gota en la taza. Tarda un ratito en caer del todo y llenar la taza, lo cual hace que durante ese tiempo no te quede más remedio que trabajar tu paciencia y socializar mientras esperas. El inventó me encantó y el café sabe realmente bien con este sistema, todo un descubrimiento la cafetera vietnamita.

    Mientras mi café cae poco a poco te contaré lo que tengo entre manos. Ya lo anuncié en redes sociales pero creo que la ocasión merece que me explaye un poco más por aquí sobre el tema. ¡Estoy escribiendo un ebook! O un LIBRO como dice mi madre, así en mayúsculas. ¡Cómo son (somos) las madres! Ojalá algún día tenga la oportunidad de publicar un libro físico, de momento me contentaré si termino de escribir el ebook este mes.

    En él he querido recopilar 25 recetas sencillas, sanas y naturales para toda la familia, junto con más contenido relacionado con la educación alimentaria de los más pequeños. Este proyecto es el fruto de la unión entre mis estudios de Magisterio de Educación Primaria, mi experiencia con la bi-maternidad y la mayor de mis aficiones; la cocina. Está escrito desde el humilde punto de vista de una madre a la que le preocupa la alimentación de sus hijos e intenta que disfruten comiendo de todo, lo más saludable posible. Sin intención de dar lecciones de ningún tipo, tan solo poniendo en manos de quien adquiera el ebook, una serie de herramientas que espero le ayuden en esta tarea difícil y de gran responsabilidad que es la alimentación infantil.

    El ebook estará disponible en la tienda online que encontrarás en una de las pestañas del menú principal. En ella además del ebook también estarán disponibles una serie de láminas de fotografías. Algunas de ellas las he preparado junto a Asier. Son una serie de fotografías de alimentos frescos muy divertida, espero que te gusten tanto como a nosotros hacerlas. Verlo todo con sus ojos es recuperar una ilusión e inocencia fácil de perder cuando eres adulto. Todo empezó siendo un juego y que formen parte de este proyecto me hace especial ilusión.

    No sé qué pasará con la tienda online. Siento una extraña mezcla de gran emoción y gran temor. Puede que no tenga el éxito que espero o puede que vaya bien y consiga sacar unos pequeños ingresos mientras me dedico a cuidar de la familia. La incertidumbre es tremenda, pero me enfrentaré a ella con la mayor de las ilusiones. Hace tiempo que no me sentía tan motivada, y es un proyecto personal al que le tengo muchas ganas desde hace tiempo, veremos a dónde nos lleva. Solo espero que me acompañes en el proceso como lo has hecho hasta ahora, ya que si estás leyendo esto es porque de alguna forma te gusta lo que hago y crees que pueden salir cosas bonitas de aquí.

    Próximamente la tienda online estará en marcha con las láminas, y después añadiré el ebook. Mientras tanto, cuéntame qué te parece toda esta locura 🙂

    Y por si te ha picado la curiosidad sobre cómo funciona la CAFETERA VIETNAMITA, te cuento cómo va. La que tengo yo consta de 3 piezas: Base, filtro y tapa. Colocas la base sobre una taza de diámetro parecido, para que quede sujeto en la parte de arriba (ver la primera foto del post), añades 2-3 cucharaditas de café molido (yo suelo molerlo medio-grueso para que no se cuele por los agujeros del filtro. Si no quieres que se cuele nada de nada, también se le puede añadir un recorte de filtro de café de papel a la base), colocas el filtro aplastando el café ligeramente, viertes agua hirviendo hasta llenar la base y colocas la tapa. Dejas infusionar el café mientras gota a gota se va llenando la taza.

    En Vietnam debe ser difícil conseguir leche fresca de vaya, así que es muy popular tomarlo con leche condensada. Aquí no tenemos ese problema y como a mí no me gusta endulzar el café, lo tomo con un poco de leche y listo. La puedes comprar a través de Amazon (si no encuentras algo en Amazon es que no existe).